jueves, 30 de abril de 2009

Tri Porto Colom + Tri Prat

Este fin de semana se presenta movidito.
El sábado en el Clasificatorio de Porto Colom, Palma de Marllorca, me jugaré una de las 20 plazas que darán acceso al cto. de España de triatlón élite. Lograr una plaza en élite será complicado y no puedo permitirme fallar en ninguno de los tres segmentos, ya que el nivel es muy alto y todo el mundo quiere afrontar la temporada de triatlón con la clasificación en el bolsillo.
Intentaré darlo todo y sufrir hasta el final. Este triatlón es mi primer gran objetivo del año en lo que a resultados se refiere. Somos varios los triatletas del club que nos desplazaremos a Porto Colom, con lo que la representación del Prat seguro que da algo de guerra en carrera.
A las 15.30 del sábado será la salida, de distancia olímpica (1,5km-40km-10km):
Y al día siguiente, a las 9.30am estaré presente en la salida del Triatló Ciudad del Prat, organizado por el C.N.Prat-Triatló, de distancia sprint (750m-20km-5km) y que este año regala un maillot ciclista superchulo a todos los participantes.
La temporada pasada fue el último triatlón que disputé, terminando en cuarto lugar y este año veremos como afronto la prueba tras haber disputado el día antes el Clasificatorio de Porto Colom.
Evidentemente mis piernas estarán tocadas, pero este tri sí que me motiva:
Dos días, un olímpico y un sprint...

domingo, 26 de abril de 2009

Duatló de Vic

Esta mañana se celebró el Duatló de Vic, de distancias 7km a pie, 33km en bicicleta y 3km a pie.
Pese a que las predicciones daban lluvia, la primera parte de la prueba se celebró con buenas condiciones atmosféricas, pero durante el segmento de ciclismo, la lluvia y el frío tomó protagonismo, haciendo que muchos acusáramos en exceso las inclemencias del tiempo.
Foto de los componentes del Prat que participamos en la prueba:
Desde salida me encontré bien a pie y estuve entre los primeros puestos sin pasarme de punto.
Primeros metros de la competición:
A pie, a partir de la primera vuelta, se formó un grupo de 4, con Didac Cuadros, Sergi Rodríguez, Dani Vallés y Joan Capdevilla, que completaron los 7km en 21'45'' (a 3'06'' de media):
Por detrás de ellos, al término de la primera vuelta marchaban 4 corredores, y en 9º y 10º posición pasábamos Sebastià Catllà y yo. Prácticamente hice toda la primera carrera a pie detrás de Sebastià, que llevaba un ritmo bastante bueno:
En la segunda vuelta nos juntamos con dos del Picornell y llegamos a boxes 4 juntos, del 8º al 11º, con un tiempo de 22'40'', a 55 segundos de la cabeza de carrera:
Salí de la transición en 8º lugar, unos metros por delante del resto y comencé en solitario los primeros km de la bici, hasta atrapar a tres corredores que iban por delante (Albert Pinazo, Francecs Jove y Toni Valls). Una vez con ellos me puse a tirar del grupo, intentado que el ritmo fuera rápido para no ser cazados por detrás. En ese momento rodábamos del 5º al 8º.
En los primeros repechos vi que las fuerzas del resto no eran demasiado grandes, con lo que alternaba cambios de ritmo, para ver si rompía el grupo, con relevos normales para no pararnos.
Poco antes del primer puerto por detrás llegaban Sebastià Catllà y Xavier Llamas, que habían saltado del grupo que venía por detrás.
A pie de puerto comencé a subir a ritmo fuerte, para intentar hacer una primera selección del grupo de 6 que formábamos, del 5º al 10º.
Primeros metros de bici, saliendo de la transición:
Poco a poco, Catllà y Llamas comenzaron a entrar también en los relevos, y el ritmo, subiendo siempre con el plato grande, hizo que el resto del grupo se quedara cortado, yéndonos nosotros tres. Justo antes de coronar, alcanzamos a Sergi Rodríguez, el cual se nos unió, coronando un grupo de 4, en el que ya rodábamos del 4º al 7º.
Ahí ya la lluvia se empezaba a notar, pero era bastante ligera. La bajada la hicimos con mucha prudencia, sin tomar ningún riesgo, ya que la carretera estaba muy mojada y no era plan acabar por los suelos. Por momentos pensé que podríamos volver a ser alcanzados por detrás, pero de vez en cuando, cuando el terreno lo permitía, poniamos una buena marcheta que imagino que mantenía las distancias. Me hubiera gustado que la climatología nos respetara, porque hoy tenía muy buenas piernas en la bici y me habría gustado probarme.
Antes de la segunda subida, el agua de la carretera y la lluvia hacía que estuviéramos relamente empapados y pese a notarme con muchas fuerzas y con ganas de volver a tensar en el último puerto, las piernas se me empezaban a contracturar y opté por intentar subir a mayor frecuencia, con el plato pequeño.
Poco antes de coronar cedí unos metros, ya que se me subían los gemelos al rodar con esa frecuencia. Volví entonces a cargar el plato grande y alcancé a los otros tres sin problemas. Quedaban ya unos 10km a boxes cuando ya todos deseábamos llegar. Las manos y los brazos, complétamente rojos y helados dificultaban la marcha y en bajadas largas no podía dejar de pedalear para aprovechar la inercia, ya que me daban rampas en los gemelos, con lo que bajaba pedaleando con todo metido, mientras a la vez frenaba para no lanzarme demasiado.
Ya llegando a Vic, con 30km parecía una prueba de larga, ya que guardábamos unos 10-15m entre nosotros. Yo iba en cuarto lugar, con muchos problemas por el frío y cuidando las piernas. Xavier Llamas se apartaba a falta de 2km para los boxes, ya que el también estaba sufriendo mucho por el frío y no podía pedalear sobre la bici. En ese momento me puse tercero del grupo, a unos 20-30m de Sergi y Sebastiá que parecía que muscularmente iban más enteros.
Con 33km entré a Vic bajo la lluvia, ya muy cerca de boxes, cuando llegué a una glorieta en la que a la entrada estaba un policia. No me indicó el camino a seguir y vi que a la derecha no había salida. Pensé en seguir recto, pero no había nadie indicando y en la salida de la izquierda había una flecha que señalaba hacia esa salida, con lo que me fuí por allí. Llegué a otra glorieta con otra flecha que mandaba seguir recto, pero al seguir, vi que de repente tenía coches circulando en ambos sentidos. Al no ver a nadie por delante y tener al 7º clasificado bastante por detrás, no tenía ni idea de por dónde era el circuito, así que traté de dar la vuelta.
Volví a encontrar otra flecha, aunque a nadie de la organización y la seguí, pero estaba seguro de que no estaba en el circuito, ya que pasaba los 35km y no acababa de llegar a boxes. Me daba rabia pensar que había perdido unos puestos valiosísimos y que iba en 6º posición cuando me salí del circuito, pero lo peor era el frío, que al rodar ya más lento y mantenerlo mucho más tiempo me hacía pasarlo mal.
Acabé en el centro de Vic y me di cuenta que las flechas que seguía indicaban el mercado, el cual crucé sobre la bici. Pregunté a varias personas dónde quedaba el Carrefour, que estaba cerca de los boxes y no paraba de tiritar, mientras intentaba volver, totalmente desorientado. Tras preguntar cuatro o cinco veces logré llegar a los boxes, con síntomas claros de hipotermia y 15minutos más tarde que los que iban conmigo en el km 33. Cuando yo llegaba a boxes, ya entraba en meta el 10º clasificado.
Ni siquiera pude entrar en boxes (además llegué por otra parte del circuito) y la organización me puso mantas para que intentara entrar en calor. Nos acabaron metiendo a varios que estaban en una situación parecida a la mía en una caravana con calefacción, mientras llegaba la ambulancia.
Afortunadamente, tras 15-20 minutos muy malos con tiritona, pude quitarme la ropa mojada y ponerme todo lo que tenía encima, entrando de nuevo en calor, o al menos, dentro de la normalidad, con lo que pude salir por mi propio pie.
Finalmente la prueba la ganó Didac Cuadros, 2º fue Sergi Rodríguez (con el que había llegado en bici) y 3º Dani Bayes. El 4º fue otro de los que llego conmigo a Vic en bici, Sebastià Catllà.
Al volver a casa en coche, salí por el circuito de ciclismo, para ver dónde me había perdido y fue en la segunda glorieta, a unos 300 metros de boxes. Volví a mirar si había alguna indicación y vi que la única era la que yo había tomado, la de la flecha que marcaba el mercado.
Una lástima, porque seguramente hubiera logrado mi mejor posición absoluta en un duatlón en Cataluña. Al menos las sensaciones a pie y en bici fueron buenas mientras duraron. Pasé de acabar la bici 6º, a 1 minuto del 7º, a verme obligado a retirarme por hipotermia, tras perder 15min por las calles de Vic.

jueves, 23 de abril de 2009

Sant Jordi con los deberes hechos

El día de Sant Jordi es tradición en Cataluña que los hombres regalen una rosa a sus mujeres, y las mujeres un libro a los hombres por alusión a la leyenda popular.
La leyenda dice más o menos que en el Montblanc, había un dragón que atacaba a todo el mundo, con lo que el pueblo decidió que para evitar los ataques, entregarían en sacrificio a una persona cada día al dragón y así evitar daños mayores.
Cada día se hacía un sorteo y un día del sorteo salió el nombre de la princesa, la cual fue caminando hasta la guarida del dragón y cuando éste la iba a devorar apareció San Jordi y la rescató. De la sangre del dragón nació una rosa.
Y yo hoy llegué a casa con 2.000 metros de natación, 51km de bici y la rosa. Los deberes hechos!
Mañana jugaré un partido de padel al salir de trabajar, luego haré un poco de carrera a pie y acabaré el día con el entreno dirigido de natación. El sábado me lo tomaré de descanso, aprovechando que asistiré a una visita organizada para conocer la nueva terminal T1 del Aeropuerto de Barcelona y el domingo cerraré la semana con un buen test, en el duatlón de Vic.

lunes, 20 de abril de 2009

Cruce de identidades

En el número de abril de la revista gratuita de sociedad y cultura "Viu El Prat" (Vive El Prat), recoge en su interior un reportaje de la Nit de l'Esport (la noche del deporte), celebrada el pasado 20 de marzo, a la que varios deportistas del Prat-Triatló acudimos como nominados a mejor equipo del 2008.
Y en este artículo, se dice que el premio al mejor deportista de la temporada en categoría masculina fue Sergio García. Hasta ahí nada que no se supiera, ya que yo vi con mis propios ojos como el nadador que participó en los juegos olímpicos de Pekín, subía al escenario a recoger su galardón como mejor deportista masculino del Prat.
Pero parece que la revista no lo tiene tan claro...
"en el apartado masculino el galardón cayó en el nadador y triatleta Sergio García":
Que es nadador es de todos sabido, pero triatleta... pues que se sepa no, pero quién sabe... pasemos página a ver si amplía esta información:
"Sergio García, que ya probó las mieles del triunfo en el año 2006, es un nadador que después de una temporada plagada de grandes resultados como el cuarto lugar obtenido en el pasado Triatlón Ciudad del Prat, culmina el año con este gratificante reconocimiento a su labor":
Entonces... ¿A qué Sergio García se refiere? El cuarto en el Tri del Prat fui yo!!! y yo también soy nadador y triatleta!!!!
Y yo que no me levanté a por el premio cuando dijeron Sergio García... jejeje... si lo llego a saber le digo: ¿tú hiciste el triatlón del Prat?... ¿no?... pues entonces el único Sergio García, nadador y triatleta soy yo!!... jejeje
Pues eso, al Cesar lo que es del Cesar. Evidentemente la persona que realizó el reportaje se lió un poco y en lugar de escribir los innumerables triunfos de Sergio (con el que he tenido el placer de coincidir en alguna ocasión) en las piscinas de todo el mundo, incluyendo los pasados JJ.OO., le pareció mucho más interesante decir que entre sus grandes resultados, están los míos (mucho más humildes)...
Sergio García nadando braza, su mejor estilo:
Pero a todos los que como yo leen esta revista en su casa, en la sala de espera del médico, al salir del gimasio o la piscina... que sepan que el crack, el supernadador es él, pero el triatleta, (al menos de momento, que no sería el primero en compatibilizar ambos deportes), soy yo.
La portada del número de abril:
Si ya lo sabía yo, que mejor me seguía dedicando al golf, que es lo mío...

sábado, 18 de abril de 2009

Otro buen día (y ya van unos cuantos)

En las dos semanas siguientes al doble olímpico de Arinaga, aunque podía seguir entrenando sin problemas, notaba que las sensaciones, motivación y fuerzas no estaban al 100%. En esta tercera semana post Arinaga, ya han sido muchos días en los que me he notado con fuerzas, realizando buenos entrenamientos, tanto de volumen, como de ritmos, con lo que creo que ya estaría totalmente recuperado para volver a hacer una competición al 100%.
No obstante, la planificación de objetivos sigue haciendo que no todas las competiciones las afronte de la misma manera y esta semana y la próxima las seguiré realizando con normalidad, sin ningún tipo de descarga o de puesta a punto.
Hoy, en uno de los primeros días en los que ya he acabado vestido de corto, hemos realizado una salida a Cubelles, para totalizar 101,97km, en 3h 16min, a 31,17km/h de media, con algún incidente como la rotura del cambio de Ernest y unos cuantos ataques y palos.
Oriol, Julio, Juan Pablo, Salva, Edu, Alex, Carlos, Victor, Richard, Alberto y yo en Sitges:
Y ahora quedan un par de semanas antes de Porto Colom, una será normal con competición y otra de puesta a punto.
El próximo fin de semana participaré en el duatlón de Vic, el cual ya hice el año pasado y me vendrá bien para meterme en ritmos de competición. Las distancias son 7km-33km-3,5km, con lo que será una prueba de poco más de 1h 30min, no tan explosiva como un duatlón sprint, pero con un circuito de bici exigente, que seguramente hará que terminar la prueba no sea un mero trámite.

miércoles, 15 de abril de 2009

Próximo objetivo: Porto Colom

El 2 de mayo se celebrará en Porto Colom (Palma de Mallorca) la primera de las pruebas clasificatorias para el cto. de España de triatlón élite. Será en distancia olímpica (1,5-43-10).
Allí intentaré clasificarme para el cto. de España élite y así poder afrontar más tranquilamente el verano, sin necesidad de acudir a más clasificatorios para ganarme una plaza. Al ser el primer triatlón clasificatorio de la temporada, todo el mundo quiere asegurarse la plaza élite y la gente ira con muchas ganas y seguro que no es fácil estar entre los primeros.
Y aunque el objetivo principal de mayo, en lo que a resultados se refiere será Porto Colom, estas semanas seguiré intentado mantener el volumen, pensando en el Half Challenge de mayo y por qué no... en el cto. de España de larga distancia de julio... Si en Porto Colom me clasifico, puedo realizar un verano de volumen. Sino, habrá que hacer alguna serie más.
Y para entrar en materia, un dato: hoy acabo de hacer 77,49km con la cabra, en 2h 8min a 36,20km/h de media... no va mal la cosa...

viernes, 10 de abril de 2009

Duatlón Villa de Gijón

En la mañana del viernes santo, se celebró en Gijón la última de las pruebas clasificatorias para el cto. de España de duatlón élite. En una mañana de lluvias intermitentes y aire frío, a las 13.30 se daba la salida de la prueba élite masculina del Duatlón Villa de Gijón.
El circuito, de distancias 5km-20km-2,5km, transcurría por el campus universitario de Viesques, bordeando las facultades de Marina Civil, Ing. Téc. industrial, Informática e Ingeniería Industrial. Para mí el terreno era bastante conocido, puesto que pese a que se modificó el recorrido, con respecto al duatlón campus de Viesques (que se celebra todos los años en el mismo lugar), 5 años de Ingeniería dan para muchos paseos por el campus, la biblioteca, la cafetería...
Con una ligera lluvia, pero con bastante sensación de frío, la salida fue rápida y Javi García se decidió a marcar el ritmo los primeros compases de la prueba. Por detrás, un enorme pelotón en el que destacaba la presencia del catalán Roger Roca, que sería finalmente el primero en subirse a la bicicleta.
Imagen de la primera vuelta de carrera: Yo salí contenido, aunque poco a poco traté de progresar. Para mí era una incógnita saber cómo iba a responder corriendo un 5.000 rápido, ya que hoy era mi primer duatlón de carretera de la temporada y no había corrido nada excesivamente rápido hasta ahora.
Desde el primer km, notaba cómo tenía una doblez en el calcetín, creándome una ampolla en la planta del pie, de las que te deja correr, pero que es bastante molesta. El ritmo de carrera fue rápido y no tuve ningún bajón, fui pasando a algún duatleta y llegué a boxes sobre el 50º, aunque las diferencias entre competidores eran pequeñas.
Imagen de la primera de las dos vueltas del segmento de carrera:
Pese a realizar la bici con las botas, hice una transición muy buena y adelanté a bastante gente que había corrido más rápido que yo los primeros 5km.
Al comienzo de la bici estaba muy cerca de un grupo que no llegué a alcanzar, ya que corría con la massi del FC Barcelona, que tengo en Asturias para no tener que viajar siempre con la bici en el avión y tiene unas ruedas muy pesadas, con muchos radios, que me limitan muchísimo. Además, llevaba desde navidad sin usarla y creo que tendría que tocar alguna medida, ya que en casi todas las fotos de hoy, me veo muy encogido y con la cabeza baja.
Foto saliendo de la transición:Fui pasado por algún corredor, al no poder reaccionar ante ataques. Además tuve un par de momentos en los que quería subir un piñón, para ir más suelto y al estar acostumbrado al cambio campagnolo, le daba a bajar piñón con la maneta shimano, con lo que me quedaba más parado aún. La adaptación al cambio de la bici me duró como una vuelta.
En la segunda vuelta, me alcanzó por detrás un grupo en el que venían Miguel Taboada e Isaac Duarte entre otros y me puse a cola del grupo. Los de cabeza iban fuerte, pero en la parte de atrás del pelotón se notaba que la gente tenía miedo al circuito, con lo que en las zonas de giros, había pequeños cortes. Yo quería progresar, pero mover la bici era como ir en solitario contra el viento y se me ponían las piernas como piedras, con lo que no podía salir de la cola del grupo. Así fui la segunda y la tercera vuelta.
Imagen del grupo, aproximadamente del 30º al 42º:
Y en el final de la tercera vuelta, en una zona donde se rodeaban los boxes, con cuatro giros seguidos, sin posibilidad de adelantar, los que iban delante se cortaron y el grupo se fue unos 30 metros. Salí del último giro e intenté volver a enlazar, pero la gasolina se me acabó rapidísimo y me pegué la última vuelta tirando de un pequeño grupo hasta llegar a boxes, viendo como por delante se alejaban.
Por delante, el grupo en el que iba, enlazó con el grupo anterior, llegando juntos aproximadamente del 20º al 40º.
Yo me bajé de la bici el 44º, tras realizar los 20km en 34'06'', a 35,32km/h de media. Lo mejor de la bici es que pude evitar las caídas, ya que era un circuito con muchas rotondas, curvas y pasos de peatones.
Foto del momento en el que nos quedamos cortados en el comienzo de la última vuelta:
Empecé a correr con las piernas bastante tocadas, pues a pesar de que en la bici no fui nada bien, tampoco tenía muchas fuerzas para correr. Salí con la esperanza de progresivamente ir encontrándome mejor, pero vi que tampoco tenía hoy el día. Ni siquiera tenía muchas opciones ni de ganar, ni de perder posiciones, así que me ceñí a pasar el trámite. Al poco de empezar me paso Pedro Esmorís y ya llegando a meta otro corredor.
La prueba la ganó Roger Roca, que aventajó a Javi García en 13 segundos y a Alberto González en 20.
Roger Roca, cerca de la meta:
Yo finalicé en el puesto 46º, con un tiempo de 1h 1min 9s.
Corriendo ya los últimos metros:
En definitiva, no fue una de esas pruebas en las que haya disfrutado demasiado y acabé mucho más tocado por ampollas y amagos de calambres, que en otras pruebas a priori más largas y duras. Al entrar en meta el pensamiento fue de "simplemente, otra prueba más".
Foto al acabar con mi excompañero de club Bertiño, que hoy logró ser tercero en la prueba:
Quizá lo mejor del día son las fotos de la prueba de hoy:
Fotos del Duatlón Villa de Gijón

miércoles, 8 de abril de 2009

Resumen del mes de Marzo

El mes de Marzo ha sido un buen mes, en lo que a entrenamientos realizados se refiere. Ha sido un mes de volumen que culminó con mi debut en la Copa de España de Larga Distancia.
En natación, un total de 46.350 metros, de los cuales 3.000 metros son de competición. He subido metros respecto a febrero.
Ciclismo 813,88km, nuevo record de km personal, superando los 743km de febrero, que era mi anterior mejor registro.
En carrera a pie, 12h 39min, para un total de 165km, lo que supone el mes de mayor volumen de carrera de esta temporada y el primero con cierta continuidad.
El tiempo mensual dedicado al entrenamiento, sigue aumentando progresivamente, superando las 56h mensuales.
Estos son los porcentajes de tiempo dedicados a cada deporte, mes a mes:
Y en el mes de Marzo, sólo he participado en una competición, pero supuso un total de 4h 38 min de competición, léase el triatlón doble olímpico de Gran Canaria.
En el mes de Abril imagino que mis números serán algo inferiores, puesto que paso de realizar un doble olímpico, a afrontar Mayo con mi primer olímpico importante (Clasificatorio de Porto Colom). Intentaré estar lo mejor posible en distancia olímpica, pero sin descuidar el volumen, ya que a finales de Mayo realizaré el Half Challenge del Maresme.
Además del 1500 nadado en Mataró, en este mes participaré en el Duatlón Clasificatorio de Gijón del próximo viernes y puede que realice algún otro duatlón de carretera, pero Abril será un mes en el que no tenga ninguna competición prioritaria.

domingo, 5 de abril de 2009

8è Open Master Fons Mataró

Esta mañana volvía a la piscina olímpica descubierta del club natación Mataró, para competir en la prueba de 1500 metros libres, que abría el 8è Open Master Fons de Mataró.
El año pasado había establecido mi mejor marca personal, con una marca de 19.46.43 y este año acudía con el objetivo de acercarme a la marca.
La sesión de calentamiento me sirvió para comprobar la mala técnica de patada de crol con la que estoy nadando, ya que doblo demasiado la rodilla al realizar el batido.
En lugar de lanzar la patada desde la cadera, utilizando toda la pierna para para la propulsión, hago un batido a dos tiempos con una patada fuerte que prácticamente sale de mi rodilla, lo que por un lado hace que marque mucho más el punto muerto, al coincidir la patada con el brazo contrario en el aire y por otro, hace que me frene mucho más, ya que el muslo en esa posición presenta mucha más resistencia al avance que la que tendría si fuera paralelo al agua.
Esto me hace ir más hundido y uniéndolo a que mi frecuencia de brazada es muy baja, estoy desperdiciando demasiada fuerza, ya que mi nado no es todo lo fluido que debería de ser y lo baso todo en arrancar y saltar con cada brazada. Si me dedicara a la velocidad todavía, pero para el fondo, hay que pensar en economizar...
En varias fotos he visto el mismo gesto, como se puede apreciar en estas imágenes:
La prueba comenzó a las 9.30 y yo nadé en la última serie de los 1500 metros libres masculinos. Me tocó nadar por el lado izquierdo de la calle 6, con Joan Orensanz al lado derecho.
Salida de la prueba:
Desde el primer momento Orensanz salía como una moto, liderando la prueba y yo comencé a nadar entre el puesto 5º y 7º.
Si bien el año pasado, logré terminar a 1'19''6 de media, con un parcial más lento fue de 1'20''40, este año a partir de los 300 metros la media a los 100 metros era prácticamente mi parcial más lento del año pasado.
Quise empezar cómodo, para marcar un ritmo hasta el final, pero no me veía fino y tenía una especie de flato en los primeros 400 metros.
Los primeros 500 metros los hice en 6'41''7, a 1'20''3 de media, 6º, con el 7º cerca.
Del 500 al 1000 me recuperé del flato, pero no iba demasiado fino. A los 700 metros, Joan Orensanz me doblaba y me volvía a pasar como un misil.
A los 800 metros marqué 10'46'', 16 segundos por encima del parcial que llevaba el año pasado.
Mi parcial del segundo 500 fue de 6'51''0, a 1'22'2 de media, 10 segundos más lento que el primer 500.
Mis sensaciones no eran malas y suponía que subiría algo mi marca, pero en los últimos 500 metros hice un pequeño cambio de ritmo para salvar los muebles.
La prueba de 1500 en piscina larga tiene un total de 28 virajes y empujes, pocos para mí, que prefiero más la piscina de 25 metros (que tiene 58 virajes y empujes), pero cuando a la gente le empieza a faltar el aire, puedo ganar algunas décimas en cada volteo.
En los últimos 500 metros marqué mis mejores parciales a los 100 metros (sin contabilizar el primer 100 de la prueba) y descolgué a los que me seguían de cerca, consolidándome en el 5º puesto.
Mi última parte sí se puede comparar con la del año pasado, pero esos 15-20 segundos que arrastraba de más eran muy difíciles de recuperar ahora.
Este año, sorprendentemente mi mejor 500 fue el último, con un parcial de 6'36''5, a 1'19''3 de media.
Por delante, mi compañero de calle, Joan Orensanz paraba el crono en 17.40.25, estableciendo un nuevo record de España en la categoría +30 años. Casi me dobla dos veces!!!
Segundo era Lluis Pijuan, que también batía otro record de España, en +35 años, con 19.01.39 y tercero fue Joaquin Romacho, vencedor el año pasado.
Yo finalmente marqué un tiempo de 20.09.20, acabando en 5º lugar absoluto. He subido 23 segundos la marca del año pasado, pero hay que tener en cuenta muchos factores en este resultado.
De las lecciones aprendidas saco:
1) Que evidentemente, se nota que hace una semana estaba en Gran Canaria completando un triatlón de más de 4h, con lo que algo cansado podría estar hoy.
2) Que no estaba tan motivado para la prueba como el año pasado, y pese a que quería obligarme a nadar un 1500 a tope, me costó comenzar a encontrar un buen ritmo y yo soy de los que suele rendir más cuando va con más ganas.
3) Que ayer hice 130km en bici y eso también se nota.
Pero estos tres puntos no me preocupan y ya los sabía de antemano, sólo es una cuestión de priorizar objetivos, con lo que estoy satisfecho con el resultado de la competición.
Lo que me comienza a preocupar:
4) Que este año llevo más volumen de natación que el año pasado, desde Enero a Marzo. El año pasado 138km y este 146km. La diferencia no es muy elevada, pero lo que me preocupa es mi actitud en los entrenamientos de agua. En el agua no es tanto la cantidad, como la calidad y últimamente me dedico a ir a nadar con un contador en la cabeza, pensando solo en sumar metros, a ritmos lentísimos, para quitarlo de delante. Nunca hago técnica, nunca hago pies, nunca hago series fuertes, nunca nado estilos, siempre voy con prisa por acabar... Y claro... no mejoro. Es verdad que realizar volumen e intensidad en el mismo entreno me costaría muchísimo, pero quizás deba empezar a plantearme sesiones de técnica, de velocidad y de volumen por separado, para que no se me hagan tan duras, aunque sea realizando muchos menos metros (que no es que yo haga muchos), porque buscar la mejora aumentando el volumen, pero nadando suave, creo que no me aporta nada y es que en triatlón corto, hoy por hoy sigo saliendo del agua en terreno de nadie.

sábado, 4 de abril de 2009

Record de km de la temporada

Hoy he retomado el contacto con la bici tras el tri de Gran Canaria. Y ya pensando en el Half Challenge de mayo, he salido con la QR Caliente, para ir metiéndole km.
En una fantástica mañana para la práctica del ciclismo, hemos salido 15 triatletas para ir hasta el pantano de Foix, un lugar al que nunca había ido y que me ha gustado. En total 131,02km, record de km en un sólo día de la temporada, a 30,45km/h de media y 74,61km/h de velocidad máxima.
Foto con la Caliente, en un momento de impas, a los 20km, tras el pinchazo de Oriol:
Las sensaciones han sido muy buenas y eso que me he metido en todos los ataques. En lo que respecta a la cabra, encantado con la posición, ritmos y adaptación. Con ella me noto mucho más fuerte que con la de carretera convencional.
Los que llegamos hasta el pantá de Foix, ya en el camino de vuelta, en unos momentos de calma:
Y este es el perfil de la etapa, que me ha parecido gracioso, con 1150m de desnivel acumulado en las 4h 18min de pedaleo por un circuito rompepiernas:
Y mañana participaré en el Open Master Fons de Mataró, donde nadaré la prueba de 1500 metros libres, a celebrar en piscina de 50m descubierta. Intentaré rondar la marca que realicé el año pasado en el mismo escenario: 19'46''43.
Comprobaré si he acusado la semana post Arinaga y será un buen entreno de calidad de natación, de cara a hacer un test al comienzo de la temporada de triatlón.

viernes, 3 de abril de 2009

De la A a la B: Sergio García (Vol. 3)

Y con este último post de la sección "De la A a la B", cierro una etapa en la que habéis podido seguir, como ayudado por los consejos de grandes triatletas con experiencia en larga distancia, he logrado debutar con éxito en la distancia doble olímpica, pasando de la distancia A (1,5km-40km-10km), a la distancia B (3km-80km-20km).
Hoy completo la extensa entrevista, con el tercer y último post de los que la he dividido, basada en las preguntas realizadas por varios triatletas de los que colaboraron en la sección y a los que les debo de estar enórmemente agradecido, por su ayuda y colaboración, ya que sin ellos no habría sido posible la sección.
42. Una vez que has acabado el triatlón y según tus sensaciones, ¿cambiarías alguna cosa en tu preparación? (Jordi Arias)
En líneas generales no, porque busqué tener una base de volumen en todas las disciplinas que me permitiera cierta flexibilidad a la hora de responder en carrera. Si tuviera que buscar mi mejor resultado ya sí que tendría que afrontar los entrenamientos de otro modo, pero por ahora me va bien así.

43. Si pudieras rebobinar y volver a la línea de salida, ¿qué cambiarias respecto a tu estrategia? (Miquel Morales)
Sabiendo como acabé la prueba, si pudiera haber empezado de nuevo habría forzado más en la bici, aunque fuera un par de minutos. Pero claro, siempre sabiendo que ese día me encontraba lo suficiente bien como para aguantar hasta el final.

44. ¿Qué experiencia de las tenidas en tu debut que te hace aprender más? (Jaime M. de Luarca)
Una sería que tengo que aprender a conocer cuándo mi cuerpo necesita realmente comida y otra que el segmento de bici se debe de preparar para ser capaz de hacerlo fuerte, que no es una distancia en la que simplemente sirva con llegar.

45. Aunque me consta que no has podido efectuar demasiados entrenamientos específicos de larga distancia, ¿has notado alguna repercusión negativa en la 'explosividad' competitiva que tan bien has sabido aprovechar en la pasada temporada? (Victor Dobaño)
De momento no he notado que haya perdido velocidad. Es más, en ocasiones he sido capaz de mantener cambios bruscos de ritmo más tiempo de lo que antes era capaz. En mi caso creo que siempre peco de falta de fondo y preparar estas distancias posiblemente me venga muy bien.

46. ¿Ahora qué piensas hacer para recuperar? Es importante tener claro este proceso tanto de forma inmediata como los cuatro días siguientes a la prueba. (Leo Armentano)
Pues la semana después de la prueba me la estoy tomando de relajación. Al día siguiente descansé y durante la semana haré una sesión diaria, a ritmos cómodos, sin esperar nada, a lo que salga. Será una semana de descanso activo sin machacarme.

47. ¿Cuanto crees que tardarás en recuperarte al 100% después de Arinaga? (Iván Herruzo)
Pues como no acabé tocado, no creo que demasiado tiempo. Posiblemente el fin de semana ya haga un entreno de ciclismo de volumen, aunque evidentemente estaré cansado, pero a lo largo de la semana siguiente imagino que ya podré entrenar con normalidad, tanto a nivel de volúmenes, como muscularmente y de ritmos. Podría realizar un triatlón corto a la semana de realizar un B sin problemas.

48. ¿Crees que tienes más potencial en pruebas de este tipo, o más cortas? (Robert Mayoral)
Siempre he sido velocista, de los de hacer una serie a tope que la gente no puede seguir y luego no poder recuperarme más, con lo que teóricamente tengo más potencial en pruebas cortas. Pero en el momento en el que me paso de punto, muchas veces recupero demasiado mal, con lo que hay pruebas cortas que se me atragantan y sin embargo en una prueba larga, en la que mantengo un ritmo constante sin pasarme, soy capaz de tener buenos resultados. Tengo los dos extremos, o muy corto, para que sea sólo cuestión de potencia, o largo, para que no intervenga recuperarme de algo muy explosivo.

49. ¿En que distancia te encuentras mejor compitiendo? (Fernando G. Aja)
De momento domino más los triatlones sprines, aunque últimamente la natación me empieza a eliminar a la hora de optar por los mejores puestos, ya que el nivel de natación de la gente que disputa es muy alto y yo suelo estar siempre un escalón por debajo, con lo que dependo mucho de la suerte en el segmento de bici. En los olímpicos suelo ser más regular, porque ya suelo pasar a los nadadores, aunque me encuentro que ya me empiezan a pasar los atletas, con lo que al final nunca opto al resultado que podría tener en un sprint en el que me saliera todo redondo, pero tampoco suelo quedar demasiado mal.

50. Después de la serie de entrevistas a todos nosotros, ¿has llevado a tu día a día alguno de los consejos y recomendaciones que han aparecido? ¿Tienes más confianza en tus posibilidades en larga distancia? (Victor Dobaño)
Pues las entrevistas me ayudaron mucho, ya que aunque cada uno tiene sus métodos, había cosas que siempre se tienen que tener en cuenta. Sobretodo me ayudaron a la hora de descubrir que no hay que ser demasiado obsesivo, que lo importante era ir cómodo. Lo que incorporé a mis entrenamientos fueron las salidas en bicicleta de 100km, aunque sólo fueran los fines de semana, pero sí que me dieron seguridad y confianza, cuando era capaz de realizarlas todas las semanas sin problemas.

51. De todas las respuestas de las entrevistas que has realizado, ¿cuál ha sido la que te ha dado más resultado a la hora de competir? (Ricardo Lazarte)
No sabría resumirlo en sólo una respuesta. Me ha dado resultado no obsesionarme con el volumen, regular en la bici y pensar que en un debut no se comenten errores, sino que se aprenden cosas.

52. ¿Qué cambiarias en tus entrenamientos ahora que sabes qué es la larga distancia? (Julio Cardo)
Comenzaría a meter una sesión semanal de 80-100km en bici exigentes, que viniera seguida de una transición de carrera a pie de 1h-1h15min a ritmo contínuo (4’00’’-4’30’’). De este modo, además de ir ganando fondo, ganaría confianza a la hora de forzar más en la bici, para saber que no es el “cuánto” lo que hace duro un B, sino el “cómo”.

53. ¿Cuáles serán los objetivos de este año 2009 y qué considerarías que es un buen resultado en cada uno de ellos? (Jose Luis Cano)
Para esta temporada mis objetivos pasan por clasificarme para el cto. de España élite de triatlón y una vez clasificado realizar en el cto. el mejor papel posible. En ese propósito centro mis objetivos, pero luego me gustaría tener buenos resultados en las pruebas en las que participe, ya sean del circuito catalán o del calendario nacional (Copa del Rey, Liga de Clubes, Clasificatorios...)
Además de esto, me gustaría realizar varias pruebas de la Copa de España de larga distancia y algún otro B o medio Ironman, para conocer mi respuesta en la distancia e ir ganando experiencia y posiblemente parte de la temporada de verano la dedique a afrontar el cto. de España de larga, que será distancia C, pero sin hablar de resultados ni tiempos.

54. ¿Te ha enganchado la larga distancia y aspiras a hacer algo mayor (tipo Ironman), o de momento te quedarás en distancias más cortas? (Miquel Morales)
Sí que mi primer contacto ha sido bueno, pero de momento este año me quedaré con las pruebas cortas a la hora de exigirme, aunque se me verá en bastantes pruebas largas, pero sin lanzarme al Ironman y sin fijar objetivos en larga.

55. ¿Te seguiremos viendo en el futuro en la larga? ¿Y si es el 16 de mayo en el Ironcat? je (Ricardo Lazarte)
En un futuro posiblemente mantenga la idea de esta temporada, la de seguir con la corta, pero metiendo tres o cuatro pruebas de larga por temporada para diversificar un poco y buscar otros alicientes. Este año el Ironcat se me quedaría demasiado grande y prefiero tomarme las cosas con calma.

56. ¿Estás motivado para dar el paso al IM? (Iván Herruzo)
Si hace años lo veía muy difícil, o como mucho algo para hacer una vez en la vida, ahora ya lo empiezo a ver como algo a planificar y que no tiene que ser para realizar sólo una vez. Si que tengo ganas, pero no por ahora, al menos este año sería implanteable.

57. ¿Para cuándo tu primer IM? (Talín)
Puede que el 2010 sea un buen año para ir al asalto del Ironman. Eso sí, sólo uno y después de haber tenido la base de esta temporada, si todo sale bien.

58. ¿Cuándo y dónde te gustaría debutar en un I.M.? (Xavi Dalmau)
Me planteo varias opciones para mi hipotético debut. Por un lado tengo la de buscar un circuito rápido, con gente, que no lo haga más duro de lo que ya es. Ahí estaría bien el Challenge de Calella, por recorrido y cercanía y sería pensar en Octubre del 2010.
Luego también en hacer algo más mítico, por aquello de que igual no quiero repetir la experiencia y entonces pienso en Lanzarote, que es mucho más pronto, pero ahí ya buscaría sólo el tema de superación personal y de ser Ironman finisher.
Y otra opción es ver si se plantea un viaje atractivo para la temporada que viene, a algo tipo Roth, Austria... que sería ya planificar unas vacaciones triatléticas.
A final de esta temporada imagino que lo tendré un poco más claro, depende de lo que busque además del tema deportivo.

59. ¿Cual va a ser tú próximo objetivo a largo plazo?, ¿qué crees que debes hacer para conseguirlo? (Fernando G. Aja)
A largo plazo no sé si me veo sacrificándome más horas para preparar pruebas de larga distancia. Sí que a medio plazo quiero realizar un Ironman, pero no sé si sería de los que se enganchan y se planifican cada temporada con uno o dos Ironmans. Puede que un par de años o tres pudiera hacerlo disfrutando, pero a más largo plazo no sé si me compensaría.
Lo que veo más factible es el tema de la media distancia, con pruebas de 4h en las que te exijan un poco más de lo que haces habitualmente, aunque es verdad que es raro quedarte en la media, normalmente la gente siempre se acaba yendo a la larga o quedando en la corta.
Para conseguir completar un Ironman creo que debo de seguir este año con una temporada regular, sin dejar de hacer volumen, para tener una buena base con la que comenzar la temporada del Ironman. Salidas de bici largas, rodajes largos a pie, ganar experiencia en cómo afrontar las competiciones largas, etc.

60. Dime un sueño que quisieras cumplir en el triatlón y que creas que es posible. (Jose Luis Cano)
Uno cercano sería completar una prueba que me de la suficiente autosatisfacción personal, puede que lo cumpla con un Ironman.

61. ¿Quién es tu ídolo deportivo? (Inma Pereiro)
En triatlón me quedo con Eneko Llanos, tanto por sus resultados deportivos, como por su carácter. No sólo ha sido olímpico y sigue siendo un triatleta a tener en cuenta en cualquier competición de renombre, sino que en Ironman ha logrado lo que ningún otro triatleta español ha conseguido hasta este momento y parece que aun puede dar más de sí. Además es una persona accesible, que nunca tiene un mal gesto, que no abandona a la mínima cuando las cosas se tuercen y que transmite todo lo que un gran deportista tiene que transmitir. Su nivel y lo que ha conseguido, no lo debe sólo a sus cualidades físicas, sino a su fortaleza mental y a su carácter luchador.

62. ¿Qué te da y qué te quita el triatlón? (Inma Pereiro)
Me da momentos de satisfacción y me hace sentirme bien conmigo mismo. Me hace ser organizado, planificador y constante. Es un deporte con el que se puede viajar mucho y se desarrollan valores de compañerismo que no se encuentran en otro tipo de deportes. Evidentemente me quita de hacer otras cosas, me quita tiempo, me quita dinero… pero hasta ahora el esfuerzo me compensa.

63. ¿Ves recompensado el tiempo que estas invirtiendo de más de tu vida, ahora que has probado las "MIELES" de la larga distancia? (Xavi Dalmau)
Hasta ahora sí. Preparar la larga distancia me está ayudando a tener los volúmenes de entrenamiento que debería de haber hecho otras temporadas para preparar las pruebas cortas. Además, los entrenamientos de bici, que son los que más he alargado, se han convertido en mis entrenamientos preferidos de la semana y me lo estoy pasando muy bien, porque al hacer más kilómetros puedo realizar salidas con recorridos más chulos y sin tanta sensación de depender del ritmo de la salida.

64. ¿Tienes la sensación de sacrificar cosas dedicándote al triatlón? (Fernando G. Aja)
No considero que sacrifique nada de lo que quiera tener. El triatlón en sí es sacrificado, a la hora de que hay que tener gran fuerza de voluntad para no perder entrenamientos y para seguir adelante, cuando lo más cómodo sería quedarse en casa. A veces es duro compatibilizarlo con el trabajo y con las demás obligaciones personales y evidentemente al elegir algo, siempre renuncias a otras cosas, pero la clave está en que lo que hago me compensa y me hace feliz y eso es lo más importante. El día en el que vea que no merece la pena este sacrificio, me plantearé hacer otras cosas, pero mi carácter ya está marcado por la práctica del triatlón y eso me ayudará siempre a enfrentarme a muchas cosas en cualquier otro ámbito personal, deportivo o profesional.
Muchas gracias a todos los que han colaborado y a todos los que han seguido con interés estas publicaciones.

jueves, 2 de abril de 2009

De la A a la B: Sergio García (Vol. 2)

Continúo con este último post de la sección "De la A a la B", en el que he contado de nuevo con la colaboración de varios de los triatletas que han participado en la sección, los cuales me han formulado una serie de preguntas de cara a mi debut el pasado 29 de marzo en la distancia doble olímpica.
En esta ocasión, soy yo el que ha respondido a las preguntas realizadas por los expertos de la materia.
He dividido la entrevista en tres posts y a continuación muestro la segunda parte de la entrevista:
Foto tomada de: www.clubfinisher.com
20. ¿Cómo fue tu plan de nutrición durante la prueba? (Martín Sturla)
En la bici dejé pegados al cuadro una barrita energética (que hasta ese día nunca había probado), y dos geles, uno de sabor a fresa y otro de piña. El de sabor a fresa ya lo había probado y el de piña no, aunque eran de la misma marca. Un bidón lo llevaba con agua y otro con bebida isotónica. En los boxes dejé dos geles al lado de las zapatillas, uno de fresa y otro de limón, para tomarlos en la carrera a pie. Hasta el mismo día no decidí el número, ya que en principio quería dejar tres geles para la carrera a pie y sólo uno para la bici (además de la barrita), aunque como la organización daba geles en los avituallamientos de carrera, opté por llevar uno de más en la bici, que suponía que en la bici toleraría mejor la comida. Mi plan era tomar la barrita nada más salir del agua al montar en la bici, un gel al final de la primera vuelta de bici, otro justo al final de la segunda vuelta de bici, un gel la segunda vuelta a pie y otro en la tercera vuelta de carrera a pie.

21. ¿Qué comiste durante la prueba? (Iván Herruzo)
Más o menos lo planeado, aunque al final el cuerpo me pidió más. En el primer km de bici me metí la barrita, que tardé unos 5-6km en comerla del todo, ya que iba masticándola poco a poco, aunque era agradable a la hora de tenerla en la boca. Una vez coroné la primera vuelta de bici, en el tramo de vuelta tomé el gel de fresa, ya que me apetecía volver a comer algo. Al comienzo de la segunda vuelta de bici, con la lluvia y el aire pensé que mis fuerzas podrían empezar a flaquear, así que comí el segundo de los geles que llevaba, el de piña. Hice la segunda vuelta sin comida y durante la subida acabé toda la bebida isotónica que llevaba conmigo. Al coronar en el punto de giro tomé un trozo de plátano que daba la organización y pese a que en el avituallamiento tenían bidones de agua e isotónica, no cogí ninguno, ya que me daba pena tirar mis bidones vacíos. Hice la bajada con el poco agua que me quedaba y llegué a boxes con ganas de comer algo más. Nada más comenzar la carrera a pie, tomé otro gel de fresa y a partir de la segunda vuelta empecé a tomar los de la organización. En la segunda sólo tomé uno, pero en la tercera y en la cuarta los tomé de dos en dos, ayudados de agua que tomaba en cada punto de avituallamiento. Mi segundo gel lo mantuve en el cinturón toda la carrera, con lo que al final no lo tomé. En total tomé 6 geles en la carrera a pie. No es que los necesitara, pero el efecto placebo de comer algo me hacía correr mejor, al igual que beber algo de agua.

22. ¿Cómo ha respondido el estómago ante la alimentación? (Jaime M. de Luarca)
Era una de las cosas que más me preocupaba, ya que entrenando suele molestarme el estómago en la carrera a pie, pero afortunadamente no tuve ningún problema. Sólo cuando tomé el gel de piña, cuyo sabor no me gustó demasiado, pensé que podría afectarme cuando me pusiera a correr. En la bici preferí usar bebida isotónica y en la carrera a pie el cuerpo me pedía mejor agua que otra cosa, pero puede que fuera todo psicológico.

23. ¿Te has hidratado o comido suficientemente en los avituallamientos o piensas que el haber fallado en alguno te a condicionado el resultado de algún tramo (segmento)? (Leo Armentano)
En ningún momento llegué a tener sensación de hambre, aunque en la bici habría comido más si hubiera tenido más cosas. Si volviera a tener que elegir lo que llevo, habría llevado más en la bici y habría confiado en la organización para los geles de la carrera a pie. También habría usado el avituallamiento líquido de la bici. Posiblemente sólo hubiera llevado un bidón mío con sales y tomaría el de agua de la organización cuando completara la primera subida, para luego tirarlo. Creo que no he fallado en líneas generales, aunque el temor a la distancia me hizo tener demasiada sensación de ansiedad ante el mínimo gesto de debilidad y esa es otra cosa que tendría que empezar a controlar, ya que puede que hasta haya comido demasiado para lo que fue la prueba.

24. ¿Como te sentiste rodando acoplado durante...2h30' aprox.? (Iván Herruzo)
Acoplado lo que se dice acoplado estuve poco tiempo. En las partes en las que rodé acoplado tuve buenas sensaciones, pero el circuito tenía muchas zonas en las que no era estrictamente necesario. Lo que si noté es que la gente que llevaba cabras hacían mucho mejor las zonas rápidas, pero es un circuito en el que se puede llevar bicicleta convencional con acople.

25. ¿Cómo te sentiste después de las 3 horas de carrera? (Martín Sturla)
Cuando pasé las 3h de carrera, ya sólo me quedaban los últimos 10km de ciclismo y me notaba con fuerzas para seguir la competición, aunque la zona lumbar comenzaba a cargarse tras la natación y más de 2h de bici. Mentalmente me mantenía intacto.

26. ¿Qué se te pasó por la cabeza al bajar de la bici después de 3000 nado y 80 bici en tu estreno? (Julio Cardo)
Recuerdo que llegué a Arinaga y al bajarme de la bici pensé: “bueno, ahora empieza lo duro, a ver qué tal voy”, mientras dibujaba una ligera sonrisa. Por un lado ya tenía ganas de completar el segmento de bici, pero sabía que mi respuesta en los 20km a pie que restaban, era la parte que tenía menos controlada y la que más temía.

27. ¿Cómo tenias las piernas al bajar de la bici? ¿Has podido coger el ritmo? Tu longitud de zancada, ¿la has mantenido durante toda la carrera a pie? ¿Donde empezaste a tener problemas? (Leo Armentano)
Al bajarme de la bici quise alcanzar el ritmo a llevar de un modo progresivo, pero si que opté por bajar en ritmo y acortar algo la zancada a partir de los primeros 500 metros, ya que me parecía que me estaba embalando demasiado y que no sería capaz de seguir así. No me sentí raro corriendo, ya que muscularmente me había cuidado mucho en la bici, con lo que las piernas no estaban muy tocadas. A partir de los 10 minutos de carrera, ya mantuve un ritmo más o menos uniforme. Lo que más me costaba era volver a correr rápido cuando salía de la zona en la que se patinaba, que era el único punto donde daba pasos más pequeños para mantener la verticalidad. Los únicos problemas los tuve en los metros finales, al intentar cambiar la frecuencia de la zancada para tratar de cambiar de ritmo, pero en ese momento, el triatlón ya estaba hecho.

28. ¿Qué te ha parecido tu ritmo de carrera a pie? (Jaime M. de Luarca)
Mucho mejor del esperado. Decidí correr con reloj, sabiendo que eran 4 vueltas, para intentar hacer un tiempo parecido en cada vuelta y así motivarme más y lo conseguí. Esperaba tener algún momento de bajón y la ausencia de problemas musculares, unido al aumento de la motivación, hizo que me encontrara francamente cómodo a pie, pudiendo correr a 4’01’’ de media los 20km y sin ser superado por ningún triatleta, lo que no está nada mal para ser mi primer contacto con la distancia.

29. ¿Cuáles fueron tus sensaciones durante el tramo de trote? (Martín Sturla)
Las sensaciones fueron buenas, incluso me parecía que corría rápido, lo que en una carrera de larga creo que es todo un lujo. No me notaba pesado y más o menos mantuve mi técnica de carrera.

30. ¿Qué se te pasa por la mente los últimos 2-3km de carrera? (Iván Herruzo)
En esos últimos 10 minutos de esfuerzo empecé a hacer balance del desarrollo de la prueba y sabía que había luchado como un gladiador, con lo que independientemente del resultado final, ya había cumplido. Ya sólo me quedaba intentar superar a alguien que tuviera a tiro, porque por detrás no había nadie que fuera a alcanzarme. Si lo conseguía bien y sino, también.

31. ¿Qué se te ha pasado por la cabeza una vez que llegaste a meta? (Victor Estepa)
Al llegar a meta tan cerca de otro triatleta no tuve tiempo de disfrutar con calma de la llegada, pero sí que me sentía bien conmigo mismo y con mi respuesta en la prueba. Aun así ya era crítico con mi actuación, sabiendo que me había quedado muy cerca de lograr un resultado mucho mejor y que aunque no era mi objetivo, no habría una segunda oportunidad para clasificarme esta temporada.

32. ¿Qué sentiste al cruzar meta? (Julio Cardo)
Una vez cruzada la línea de meta, mis sensaciones fueron de satisfacción y orgullo. Había corrido una prueba con triatletas de mucho nivel y había dado la talla. Fue como superar un nuevo examen de la asignatura de mi vida.

33. ¿En algún momento de la prueba has pensado en dedicarte a alguna otra cosa: parchís, petanca, etc.? (Jordi Arias)
No, esta vez fui triatleta durante las 4h y pico…

34. ¿Crees que has llegado preparado a la prueba o te ha faltado un poco? (Victor Estepa)
En líneas generales creo que he llegado preparado. Me faltaban cosas que era muy difícil de tener en el debut, ya que hay cosas que es necesario sufrir en las propias carnes y no se pueden simular todos los factores que intervienen antes del día de la competición.

35. ¿Crees que has entrenado lo suficiente para un triatlón de esta distancia? (Jordi Arias)
Sí y no. Lo suficiente sí y el hecho es que he acabado bien, pero hay que tener en cuenta mis últimos meses, en los que tuve que superar una lesión que me limitó el tipo de entrenamientos que podía seguir. Me faltó volumen a pie y entrenar más transiciones largas de bici-carrera. Llegué sabiendo que iba un poco con pinzas, pero al final todo salió bien.

36. ¿Te arrepientes de haberte marcado objetivos de larga distancia ahora que ves que 'el tiempo pasa' y que quizá no has podido desarrollar una planificación todo lo voluminosa que hubieses deseado con Arinaga tan cerca? (Victor Dobaño)
No me arrepiento. Mis objetivos en larga se limitan a disfrutar de la competición desde dentro y el volumen lo iré incorporando progresivamente. Me hubiera gustado pasar de los 15km en algún entrenamiento de carrera, pero me tuve que conformar con extrapolar mis sensaciones en 15km a lo que creería que podría ser correr 20km el día de la carrera. En la bici estoy muy satisfecho, ya que he sumado unos km estos meses que tarde o temprano asimilaré y me darán una buena base. De todos modos, Arinaga fue la toma de contacto, quería saber lo que era, ahora ya podré realizar un planteamiento más ajustado para el resto de pruebas que realice.

37. ¿Cuál disciplina crees que deberás meter más horas para esta distancia? (Talín)
Hablando en horas, creo que en la bici sin duda. Debería intentar no bajar de los 230km semanales para ir ganando confianza y poco a poco ir atreviéndome con ritmos más altos. No tengo que ser demasiado obsesivo queriendo que salgan grandes volúmenes semanales, pero si mantener una cierta regularidad de km de bici, no dejándola de lado. Y aunque salgan menos horas, si hablamos de probar este año con un C, debería hacer más carrera a pie, que son muchos años realizando poco volumen y sé que ahí puedo tener mi punto débil.

38. ¿Estás contento con el resultado obtenido? (Victor Estepa)
Sí, no puedo decir otra cosa, aunque los resultados siempre se valoran más con el paso del tiempo. Tengo la espinita de haber hecho lo que tenía que hacer y que me saliera todo bien, lo que indica que seguro que en algo he fallado. Pero claro que estoy contento, acabar con esta sensación un doble olímpico es para estarlo.

39. ¿Qué te ha parecido la calidad de los rivales/compañeros, esperabas más o menos nivel? (Jaime M. de Luarca)
El día antes de la prueba, en la reunión técnica me di cuenta de que esta prueba no tenía nada que ver con el resto que había realizado. La gente a la que conocía allí, era gente que combina varias distancias, pero los verdaderos máquinas de la distancia, para mí eran desconocidos.
El perfil no era de alguien joven con buenas cualidades que aprovecha sus facultades en este deporte, unido a gente que entrena regularmente pero sin demasiadas obsesiones. La gran mayoría de gente que iba a participar eran triatletas con experiencia, que lleva varios años en esto y ha descubierto el gusto por la larga, entrenando muchas horas y sacrificándose, con lo que el nivel medio era muy alto, aunque el número de participantes no fuera el de un “triatlón comercial”.
En carrera me confirmaron que sobretodo el nivel medio de bici es muy alto. La natación tal y como me esperaba y la carrera creo que suele ser más floja que la bici.

40. En cuanto a material de triatlón y más concretamente en larga distancia, dime algún elemento que recomendarías porque consideres eficaz para ir más rápido (manillar, cuadro crono, casco aero, etc) (Jose Luis Cano)
Aunque yo no usé material específico de larga distancia, si que recomendaría una buena bici, con unas ruedas ligeras y a ser posible geometría y manillar de contrareloj. Eso sí, no vale con tenerlo, hay que trabajar con él hasta sacarle el máximo rendimiento. En ese momento sí que el material marca diferencias respecto a llevar una bici convencional. El casco aero no es que sea imprescindible, pero ayuda a aislarse del ruido y luego también te da un toque aerodinámico que nunca viene mal. De lo que he usado y recomendaría, algo simple, unos calcetines y unas zapatillas que no hagan daño.

41. ¿Qué parte del material utilizado consideras imprescindible? (Miquel Morales)
Imprescindible sería al menos lo que se llevaría a cualquier triatlón corto (neopreno, bici, casco, mono, bambas…). Luego le sumaría un acople, porque aunque no estés habituado a él, siempre se agradece tener una posición más a utilizar durante algunos kilómetros. Lo que cobra más importancia son los complementos, ya que al estar más tiempo expuesto, lo que en una corta es una ligera marca de sol o una rozadura, se puede convertir en una quemadura o una llaga. Por eso recomendaría tener en boxes gorra, gafas de sol, manguitos… y decidir ponerlos o no en la transición.
Mañana la tercera y última entrega de la entrevista.

miércoles, 1 de abril de 2009

De la A a la B: Sergio García (Vol. 1)

En este último post de la sección "De la A a la B", he contado de nuevo con la colaboración de varios de los triatletas que han participado en la sección, los cuales me han formulado una serie de preguntas de cara a mi debut el pasado 29 de marzo en la distancia doble olímpica.
En esta ocasión, soy yo el que ha respondido a las preguntas realizadas por los expertos de la materia.
He dividido la entrevista en tres posts, con los que actualizaré los tres próximos días.
A continuación muestro la primera parte de la entrevista:
1. Ahora que has probado la larga distancia... define triatlón... (Robert Mayoral)
Una pregunta muy fácil y a la vez muy difícil de responder. A lo que respondería antes de participar en una prueba de larga y de conocer más a la gente de este mundillo, puedo añadir que el triatlón es un deporte que hace que la gente que lo practique, además de poseer una gran preparación física y psicológica, adquirida a base de experiencia, sacrificio y dedicación, son unos enamorados de este deporte, conocedores y amantes del material y deportistas sabedores de que cada pequeña mejora conseguida, sólo es fruto del trabajo, la constancia y la autodisciplina.

2. ¿Cual es tu primera conclusión comparando esta prueba con las otras 200 mucho más cortas que corriste hasta ahora? (Jaime M. de Luarca)
Mi primera conclusión es que pasar de un sprint o olímpico a un doble olímpico no es algo trivial, aunque tampoco requiere una planificación excesiva. Es necesario prepararse un poco más psicológicamente y ser consciente de que la carrera tarde o temprano te pondrá en tu sitio, con lo que no puedes basarte en las rentas de los entrenamientos realizados en temporadas anteriores o en la calidad y la chispa. Hay una parte independiente del nivel de natación, ciclismo o carrera que tengas, que hace se tengan en cuenta factores que en corta distancia sólo se miden en segundos o puestos. Hay que estar dispuesto a seguir cuando las cosas no salen como pensabas. Es una buena opción para buscar seguir mejorando con los años disfrutando del triatlón.

3. ¿Cómo te encuentras? Y no me digas que satisfecho, que ya lo sé, ¿Podrías haber ido a trabajar al día siguiente? Esto nos indica que tu base para participar es suficiente. (Leo Armentano)
Al día siguiente no tuve que ir a trabajar, ya que me había pedido el día para volver de las islas, pero podría haber trabajado perfectamente. Incluso podría haber realizado algún entrenamiento suave, pero me lo tomé de descanso. A los dos días ya estaba nadando…

4. ¿Cuándo y por qué te decidiste a hacer larga distancia? (Jose Luis Cano)
Hay gente que conoció el triatlón por el eco del Ironman. En mi caso veía la larga distancia como algo muy lejano, de unos pocos y demasiado duro. En mis inicios, allá por 1998, completar un duatlón o un triatlón sprint sin caminar ya me parecía suficiente reto. Cuando conocí a las primeras personas que habían hecho un Ironman, me lo empecé a plantear, pero como algo para realizar una vez en la vida, antes de dejar el triatlón, con el objetivo de acabarlo, sin tener ni idea de tiempos. Pero por estudios, trabajo, etc. nunca me atreví y ni siquiera le ponía una fecha. Fue el año pasado, cuando comencé a trabajar en Barcelona y a correr con el Prat-Triatló, cuando mis compañeros de equipo me empezaron a dar envidia con sus experiencias en larga distancia, donde el Prat es un club con gran tradición. Eso unido a que tengo un buen trabajo que me permite disfrutar de bastante tiempo libre y que el ambiente para entrenar es muy bueno, hizo que el año pasado decidiera probar al menos en un B en esta temporada, con lo que a finales de la pasada temporada me inscribí para el Half Challenge del Maresme, aprovechando que se celebraba en Barcelona. Ya este año, pese a la dureza que relataban de Arinaga 2008, recordar la envidia que me dieron todos los compañeros que fueron al “infierno canario” el año pasado, me hizo inscribirme y debutar en esa prueba, porque creí que me iba a aportar una experiencia personal distinta a las que estoy acostumbrado a tener en pruebas más cortas.

5. ¿Qué buscas en la larga distancia? (Inma Pereiro)
Por ahora busco una motivación extra a la hora de plantear los entrenamientos, sabiendo que detrás hay un nuevo reto, una experiencia a recordar o un viaje de los que te engancha a este deporte. Busco tener un objetivo distinto que además me aporte un volumen extra, que espero que me venga bien para mejorar mis resultados en las pruebas cortas. Además la larga me la estoy tomando como algo sin presión, con el único propósito de disfrutar y aprender de los momentos más duros. Me encanta escuchar la experiencia y los relatos de los que llevan ya varias batallas en esto y a medio plazo me gustaría completar una prueba de larga vaciándome en cada segmento y entrando en meta dejándome llevar por la emoción de haber sido capaz de superar un gran reto personal, que comenzó mucho antes del momento de la salida.

6. ¿Te has divertido en la primera prueba de larga distancia? (Victor Estepa)
Pues sí. Pese al respeto que le tenía a la prueba, en cada momento era consciente de lo que tenía a mí alrededor, he disfrutado no sólo de mi carrera, sino de ver el planteamiento de los demás y no hubo ningún momento en el que hubiera deseado que todo acabara.

7. ¿Cómo has planteado la prueba, ritmos, etc.?¿O no lo has hecho? (Jordi Arias)
Me lo tomé como si fuera una prueba de 20km de carrera a pie a la que tenía que llegar sin ningún problema muscular, para no tener que caminar. Quise hacer la natación cómodo y contener las ansias sin abusar del desarrollo en la bici, sin importarme cuántos me adelantaran, para intentar correr a pie a ritmo constante, sin altibajos. Al ser la primera, prefería pecar de conservador, porque creía que el resultado final sería el mismo y sufriría menos.

8. ¿A que no es para tanto un B? ¿Se puede hacer fácilmente con un entrenamiento de corta? (Mikel Calahorra)
Pues parece que sí. Si el objetivo es acabar, o incluso acabar con buenas sensaciones, con un entrenamiento de corta es suficiente. Para hacer la bici a tope y poder correr fuerte los 20km ya hay que haber tenido unos cuantos años de base y cambiar un poco el chip respecto a las pruebas cortas.

9. ¿Te ha enganchado lo suficiente como para buscar y plantearte nuevos objetivos en media/larga distancia? (Robert Mayoral)
Sí, este año me planteo realizar Arinaga, Half Challenge, Zarautz, Vitoria, Zamora y Banyoles o Ibiza… si hago Vitoria, que será un C, serán palabras mayores y no creo que tenga el suficiente volumen, pero tengo ganas de aprender algo en todas ellas y luego ya veré con qué me quedo, que no será la que mejores resultados me de, sino la que más me motive y la que más me haga disfrutar pensando en el objetivo.

10. ¿Que conclusiones sacas después de tu primer B? (Mikel Calahorra)
Sé que debo de preparar el segmento de ciclismo de un modo más agresivo, no limitándome sólo a acumular km a ritmos bajos, ya que el ritmo a seguir no se diferencia tanto del que se debe de seguir en un olímpico. Lo único que no es tan necesario es trabajar los cambios bruscos de ritmo, pero el nivel de exigencia debe de ser alto. La natación en mi caso es cómoda y a pie tengo que ser capaz de llegar con más confianza, para saber que puedo correr igual aunque esté tocado desde el principio. Eso sí, los ritmos de carrera no hace falta que sean tan altos como en un olímpico, vale más no tener bajones.

11. ¿Qué diferencia principal ves con la competición corta? (Talín)
En la corta hay que ser capaz de realizar cambios de ritmo muy fuertes y dependes mucho del resto de triatletas para saber en qué posiciones vas a luchar, ya que en la mayoría de los circuitos la natación define el grupo de bici con el que te vas a bajar a correr. Hay que ser capaz de leer la carrera muy rápido y decidir qué interesa en cada momento. En la larga tiene más importancia saber exigirte de un modo constante y sabes que si no fallas y todo va bien, el resultado acaba llegando. El lado mental es distinto, en larga hay que estar dispuesto a superar y sobreponerse de malos momentos y en corta a aguantar el sufrimiento cuando las piernas te arden, porque todo el mundo va al límite.

12. Ahora que has competido por primera vez en L.D., ¿crees que te puede ir mejor en estas distancias que en las que estabas haciendo hasta ahora? (Xavi Dalmau)
Por ahora no. Siguiendo la trayectoria de la gente, he visto que la larga requiere un tiempo de adaptación, no sólo psicológico, sino muscular. El mismísimo Eneko tuvo muchos problemas hasta encontrar su lugar en la larga. El segmento de bici lo veo muy distinto y las grandes marcas a pie ya no valen tanto. Mientras más rápido seas, puede que más cueste adaptarse, porque cuesta seguir avanzando cuando se te acaba la gasolina.
Quizás personalmente pueda ser mejor corredor de larga que de corta, ya que nunca ganaré corriendo a un atleta, pero si que me acerco más a los mejores corredores cuando se trata de un triatlón, al estar todos más cansados y no poder ir a ritmos inalcanzables. Hoy por hoy, tendría que cambiar mucho en la bici, ya que soy demasiado explosivo y tendría que pasar por un proceso de adaptación a las pruebas sin drafting.

13. ¿Qué encuentras en la LD que no encuentras en la olímpica? (Fernando G. Aja)
Encuentro objetivos a saborear independientemente del resultado obtenido. En la olímpica siempre influye mucho el puesto logrado en relación con el nivel de la prueba y en la larga puedes encontrarte disfrutando de cada segmento independientemente de ser superado por el resto de participantes, ya que la lucha va contra uno mismo. También a la hora de realizar un viaje, salvo que sea una prueba muy importante, motiva mucho menos meterte 10h de coche para hacer un triatlón sprint, que para una prueba de más de 4h.

14. ¿Tienes la sensación de que disfrutas más de una competición de estas características al no ser tan agónica como en las de corta distancia? (Xavi Dalmau)
Pues en ambas disfruto de un modo distinto. Me gusta correr rápido, me gusta realizar buenas transiciones y me gustan los ataques de las pruebas cortas. Los triatlones, por muy cortos que sean, siempre me gustan, porque siempre hay algo de táctica y emoción. Si me hablaras de duatlones cortos, ahí sí que no diría nada, porque me parecen demasiado agónicos y en la segunda carrera generalmente vuelves a encontrarte con la misma gente con la que corriste al principio.
En la larga disfrutas desde el momento en el que comienzas a preparar una prueba, e independientemente del resultado, el recuerdo de la prueba te queda mucho más, pero creo que durante la competición disfruto más en las cortas, al menos de momento, aunque el recuerdo dure menos.

15. ¿Cuál fue la diferencia entre tu descarga previa al doble olímpico y a un olímpico? (Martín Sturla)
La semana de descarga previa al doble olímpico tuve peores sensaciones que las que suelo tener cuando estoy en temporada de sprines y olímpicos.
Las dos últimas semanas previas a la de la prueba, fueron las de más volumen de mi carrera deportiva (11,9km-246km-39km y 10,1km-233km-41km), priorizando el volumen a la intensidad y realizando sólo un día de transición ciclismo-carrera, aunque con varias salidas de 100km de bici. En la semana de la prueba, tuve un día de descanso total, dos de doble sesión a poca intensidad, dos de nado suave y el día antes rodé 7km en bici suave.
Para un olímpico suelo realizar un día de descanso total uno o dos días antes de la prueba y durante la semana hago entrenamientos más rápidos, aunque nunca hago un entreno que me vaya a dejar tocado después del miércoles o jueves previo a la prueba. Muchas veces tengo varias semanas seguidas con competición, con lo que aprovecho las competiciones para coger la forma sin necesidad de hacer series.

16. ¿Ahora que has comparado... con qué te quedarías? ¿Doble Olímpico, Olímpico o Sprint? (Julio Cardo)
Por ahora seguiré siendo triatleta de distancia corta, aunque me gusta la idea de ir metiendo pruebas largas por el medio, sin presión, sin obsesiones y con el único propósito de aprender y disfrutar. Por ahora, los triatlones sprint me parecen los más divertidos, aunque siempre se dependa demasiado del resultado.

17. ¿En que segmento has disfrutado más? ¿Te pasa lo mismo en pruebas cortas? (Robert Mayoral)
Puede que haya disfrutado más en la carrera a pie, sobretodo cuando comenzaba a ver que era capaz de seguir corriendo sin bajar el ritmo, sabedor de que acabaría seguro la prueba. En las pruebas cortas suelo disfrutar más del segmento de bici, salvo cuando es demasiado peligroso al ir con mucha gente, que entonces estoy deseando que se acabe para llegar a boxes sin caídas.

18. ¿Dónde has sufrido más? ¿Y qué es lo que más te ha gustado? (Victor Estepa)
Donde más sufrí fue en el último km de carrera a pie y en los 6 últimos km de bici. A pie no por cansancio, sino por intentar hacer un cambio de ritmo, ya que las piernas comenzaron a darme pequeñas rampas y pese a ir bien de cardio, al llevar más de una hora corriendo del mismo modo, mis músculos no estaban preparados para cambiar la zancada.
En la última parte de la bici tenía muy cargada la zona lumbar y me molestaba al ir acoplado, con lo que opté por pedalear de pie, como si se tratara de un sprint. Afortunadamente, al ponerme a correr se me fueron las molestias.
Lo que más me ha gustado es poder correr con buenas sensaciones después de los 3km de nado y los 80km de bici, algo que hasta ese momento pensaba que sería imposible.

19. ¿En qué parte has sufrido más? (Leo Armentano)
El segmento donde más he sufrido es en la carrera a pie, pero fue un sufrimiento agradable, ya que iba a un punto en el que notaba que el ritmo era exigente pero sin llegar a pasarlo mal en ningún momento.
Mañana publicaré la segunda parte de la entrevista.

Entradas más recientes Entradas antiguas Página principal