miércoles, 29 de junio de 2011

7th Ironman France. Ironman de Niza.

El domingo 26 de junio se celebró la séptima edición del Ironman de Niza. Más de 2.500 triatletas tomaron parte en esta prueba consistente en nadar 3.800m, hacer 180km de ciclismo y por último 42,2km de carrera a pie.
El vencedor, Frederik Van Lierde, realizando un tiempo de 8h28min30s, acabó con la hegemonía del español Marcel Zamora, que llevaba 5 victorias consecutivas en el Ironman de la costa azul francesa. Marcel, pese a realizar el mejor parcial de maratón, fue tercero con 8h40min.
Este Ironman supuso mi debut en la distancia y por tanto el objetivo principal era ser un "Ironman finisher" . Trás 12 horas 41 minutos y 40 segundos, crucé el arco de meta, pasadas las siete de la tarde, habiendo tomado salida a las 6.30am, en una prueba con un trazado duro, al que se unió el sol y la alta humedad característica en Niza.
Momento en el que me convierto en Ironman finisher:
La salida se dio a las 6.30am, desde la "Plage du Centenaire", a la vez para todos los participantes. Los triatletas nos agrupábamos por cajones, en función del tiempo esperado de realización del segmento de agua. Había un cajón específico para los profesionales y luego los grupos de edad podíamos elegir sub-55', sub-1h02', etc.
Mi intención era meterme en el cajón de sub-55', pero al llegar a la playa vi que había demasiados triatletas dentro y se notaba un ambiente tenso, sobretodo para colocarte en las primeras filas. Era difícil distinguir entre buenos nadadores y la gente que quiere comenzar en cabeza a cualquier costa, con lo que preferí meterme en el cajón de sub-1h06', donde tenía más facil ponerme en primera línea.
Los 3,8km de natación se realizaron en un circuito de dos vueltas con salida a tierra, con una primera vuelta de 2.400m y una segunda de 1.400m. La primera boya estaba situada a 1.000m de distancia en línea recta, con lo que no era necesario meterse en una guerra de golpes en la salida.
Bocinazo de salida y más de 2.500 triatletas al agua, para comenzar el Ironman. No tuve ningún problema en los primeros metros, ya que al elegir un cajón de un nivel teóricamente inferior al mio, pude nadar cómodo hasta la primera boya, moviéndome poco a poco a la izquierda, según iba teniendo hueco, para ir buscando la zona donde estaban los mejores nadadores.
Salida del Ironman:
Pese a que la boya estaba lejos, el nivel en el agua era alto y cuando buscaba meterme en un grupo, acababa teniendo que pegarme con bastante gente, con lo que preferí nadar algo más en solitario por un lateral y hasta pasados los primeros 1.000-1.500m no encontré un hueco cómodo libre de golpes.
Hice la primera vuelta en torno al puesto 30º, ligeramente descolgado de un grupo de unos 10 trialetas, a los que di caza en la segunda vuelta, la de 1.400m. La temperatura del agua era buena para nadar con neopreno y llevé un ritmo bueno durante toda la natación, sin ningún calentón y sin excesos.
Comenzando la segunda vuelta, tras completar los primeros 2.400m de natación:
Ya casi finalizado el segmento de natación, gané unas cuantas posiciones, ya que al llegar al grupo me metí por un hueco libre y acabé saliendo del agua en el puesto 23º, realizando un parcial de 54min 18s en los 3,8km de natación.
Fui el segundo español en salir del agua, por detrás de Marcel Zamora, que hizo 51'28''. El mejor nadador salió del agua en 50'10'' y tal y como me esperaba, no había metros de menos, ya que los tiempos son bastante reales.
Corriendo camino de la primera transición:
En la primera transición (T1), hice 3'01'', siendo el 15º más rápido en realizarla (el más rápido 2'22''). Como nadé ya con la ropa que usaría en la bici y dejé las zapatillas ancladas en los pedales, únicamente tuve que poner el dorsal y el casco.
Comencé entonces los 180km de ciclismo, con buenas sensaciones y sabiendo que no debía de realizar ningún exceso, aunque podría marcar un ritmo constante alto. Los primeros km eran prácticamente llanos y poco a poco iba siendo superado por los triatletas que finalmente acabarían en los primeros puestos. Sergio Marques o Alejandro Santamaría me adelantaban dentro de los 10 primeros km.
Primeros metros de ciclismo:
A partir del km20 comenzaban las primeras rampas en las que había que usar el plato pequeño. Me las tomé con cautela y con buenas sensaciones me dedicaba únicamente a pasar las rampas sin quemar cartuchos en ellas.
Mientras me mantuve entre los 50-80 primeros pude marcar mi ritmo cómodamente, sin triatletas que me estorbaran por delante o por detrás. El primer puerto, que terminaba en la Côte de Gattières se me hizo bastante llevadero y el trazado me gustaba. Con 50km ya había bebido mis dos bidones de coca-cola y a partir de ese punto, iba cogiendo un bidón en cada avituallamiento, de sales o de cola (más o menos cada 20km).
Todo iba bien, comía, bebía, pedaleaba y notaba que no me estaba exprimiendo, hasta que comenzó la última parte del segundo puerto, que culminaba en el Col de L'Ecre. Llevaba varios km de subidas y bajadas siguiendo las referencias de dos triatletas, siendo superado por los que iban muy fuerte y comenzando a pasar a los que habían empezado demasiado ambiciosos, cuando de repente noté que estaba comenzando a cansarme de un modo demasiado rápido.
Coroné el Col de L'Ecre viendo como no acababa de enlazar con un triatleta al que llevaba tiempo recortándole distancia y miré el cuentakm y estaba en el km70. Hasta ese punto no tengo la sensación de que haya ido demasiado fuerte, ni que no hubiera bebido o comido lo necesario. Era demasiado pronto y tenía una sensación de cansancio brutal, como si me hubiera quedado sin gasolina.
Miré la velocidad media y era de 28,5km/h, lo que me hacía suponer que el resto del circuito sería muy rápido, ya que esperaba hacer una media en torno a los 31-32km/h. Empezaron los tramos de bajada y otros más favorables y preferí bajar un poco el ritmo, para no exprimirme y ver si volvía a recuperar las fuerzas. Bajaba rápido porque eran tramos favorables, pero prefería ir un punto por debajo del resto.
Perfil de ciclismo del segmento de bici del Ironman de Niza:
En todo el segmento de bici me comí dos plátanos, tres geles y 6 bidones (4 de coca-cola y 2 de isotónico). En el km100 seguía teniendo una sensación de cansancio impresionante, sin embargo no me notaba mal de piernas. Podría haber seguido al mismo ritmo de todos los que me iban pasando, pero era tal la sensación de cansancio generalizado que optaba por hacer las subidas con buena frecuencia, cómodo y las bajadas aprovechando las inercias, pero sin exprimirme.
No iba petado, no era que no pudiera mantener el ritmo de inicio, no me dolía el estómago, no me encontraba mal, las piernas respondían, no tenía la sensación de que el resto de gente estuviera demasiado fuerte... era cansacio el mejor modo de definirlo, cansancio total, me daba igual pedalear que estar de pie, ir rápido que fuerte, no podía más.
En varias fotos sacadas por la organización:
Si bien en los primeros km iba a un ritmo que hubiera supuesto hacer un parcial de unas 5h12'-5h20' (que creo que es el ritmo al que tendría que haber ido si hubiera tenido fuerzas toda la bici), en los últimos 60km fui al mismo ritmo que la gente que hizo una bici en 5h45'-5h55'.
Aun así, cuando llegaba a boxes vi que no era tan abismal hacer un parcial de 5h30' en este circuito y de hecho, completé los 180km de bici (en realidad 176km de cuentakm) en 5h 29min 35s. Mi velocidad media fue de 32,03km/h y la máxima de 60,82km/h. El parcial de bici fue el 219º del Ironman. Un parcial top-100 de bici suponía haber hecho 5h19min.
En el momento de acabar la bici ocupaba el puesto 122º. El trazado de Niza hace que sea difícil ver pelotones, sobretodo en los primeros km, pero a partir del km 100 hasta boxes, me han adelantado 3 grupos de 8-10 triatletas que no iban respetando el drafting, cuando luego pasaba bastante tiempo hasta que llegara otro corredor. Lamentablemente, cuando ya te sales de los 70-80 primeros, los triatletas ya no vienen ni de uno, ni de dos, ni de tres en tres...
Me bajé de la bici en 6h 26min, a falta de la T2 y la maratón:
La segunda transición la hice más lenta, buscando un sitio a la sombra para ponerme los calcetines, las zapatillas y la gorra. Si en la primera había sido el 15º más rápido (lo que denota que iba concentrado y con fuerzas), en la segunda hice el parcial 219º (el mismo que de bici), marcando 3'51'' (2'07'' el más rápido). Una sensación enorme de cansancio invadía todo mi cuerpo.
De todos modos, estaba exáctamente, en el instante en el que comencé la maratón, en el punto donde sin conocer nada del Ironman creía que iba a estar antes de empezar los últimos 42,2km.
Llevaba unos segundos menos de 6h30' y quedaba la maratón, que haciéndola en 3h30', algo que no es facil, pero que era un tiempo real, supondría hacer 10h00min en meta.
Muscularmente no estaba mal, pero seguía muy cansado. Me costaba hasta estar de pie, así que en lugar de comenzar a correr a un ritmo que aunque pudiera llevar, sabía que no podría mantener hasta el final, decidí empezar corriendo lo peor posible, con un ritmo que en los primeros km parecía muy lento y así adaptarme de la bici a correr y no tener problemas de estómago o de fatiga, ya que no le estaba exigiendo demasiado ritmo al cuerpo.
Empecé la primera vuelta corriendo algo por encima de 5' el km, aunque caminando para beber en los avituallamientos y volviendo a correr al salir.
Pasado el km 5, me paré a mear en un arbol de la zona del aeropuerto, en ese instante, Jose Luis aparecía en bici por la zona, a falta de sus últimos 5km para acabar la bici. Comencé a correr 41'31'' antes que él, aunque en los últimos 60km de bici me había recortado 2'15'', haciendo él la bici en 5h50'.
Prácticamente completados los 10 primeros km:
Hice los primeros 5km en 27'19'' y los segundos 5km en 26'48''. A nivel respiración, pulsaciones, cardio y muscular, no tenía problemas, ya que no era un ritmo que me costara mantener (5'25'' min/km), pero no tenía fuerzas para más.
Ya pensaba en mantener ese ritmo que hacía que realizara en algo menos de 1h cada vuelta, para así hacer la maratón en 4h o algo menos, si me acababa recuperando. Serían 10h 30min en meta.
Comenzaba entonces la segunda vuelta por "Promenade des Anglais" sin demasiada buena cara:
Pero las sensaciones eran pésimas y el cansancio, avivado por el sol y el calor, cada vez mayor. Corría sin necesidad de abrir la boca, únicamente respirando por la nariz. Evidentemente iba tan tocado que no era cuestión de ritmo, ya que el cuerpo no me permitía realizar esfuerzos.
En la secuencia se ve el ritmo de carrera que llevaba y cómo no respiraba por la boca:
La segunda vuelta fue el principio de la agonía. Había pasado de hacer por debajo de 30' los 5km en la primera vuelta, a estar rozando los 40' cada 5km.
Del km 10 al 15 hice 39'31'', a 7'54''min/km y del 15 al 20 37'58'', a 7'36''min/km. Esto marcaba un nuevo horizonte para completar la última media maratón. A 40' cada 5km, en una mezcla de correr y caminar de vez en cuando (por momentos hice "series" de 2min corriendo-1min caminando), suponía pasar a 1h30' la vuelta, lo que hacía que si en la primera media maratón había hecho 2h 18min, me quedaban por delante unas 3h de seguir así.
A punto de completar la segunda vuelta, marcando el parcial del km20. La técnica con la que corría parecía la de un cadaver:
Con un nuevo horizonte empezaba la última media maratón. Ya me iba a las 5h20, casi dos horas más de sol, dos horas más de calor, dos horas más de sufrimiento. Estaría por debajo de 12h en meta.
Cada vez aprovechaba más las distancias entre las duchas y los avituallamientos para caminar y refrescarme. Cada vez se hacía todo más largo y más duro. De vez en cuando seguía intentando correr, aunque sea para ir arañándole segundos al reloj y no prolongar tanto el calvario.
Del km 20 al 25 seguía con ese ritmo de correr y caminar que hacía rondar los 40' por 5km, osea, a 7'36''min/km de media.
Pasando por debajo de la ducha, entre el km 20 y 25:
Hasta el km25 el ritmo era malo, no podía correr, pero caminar no me hacía pasarlo demasiado mal, pero a partir de ese punto, correr se convirtió en un verbo inconjugable e intentarlo era imposible.
Volviendo dirección meta, a mitad de la tercera vuelta me crucé con Jose Luis, que ya me había recortado 19' en los 25 primeros km. Él también había caminado algo, pero iba con mucho mejor cuerpo y cara que yo. Sabía que no tardaría en alcanzarme.
Estaba sufriendo, me quedaba casi una media maratón y ya no sabía ni predecir el tiempo que me quedaba de competición. Lo que sabía es que cruzaría la meta como fuera, retirarme no era una opción:
Llego al km 30 ya caminando. Del 25 al 30 apenas pude correr. Mis gestos y la forma con la que avanzaba, denotaban que era uno de los que lo estaban pasando realmente mal en ese momento. Iba a por mi tercera pulsera, me quedaba una vuelta y pico.
Del km 25 al km 30 hice 52'56'', cuando vi el parcial, sabía que la cosa se estaba complicando demasiado. Una persona caminando rápido va a 6km/h sin problemas y yo sin pararme en ningún momento, en competición, estaba haciendo los 5km a una media más lenta que eso.
Sobre el km30:
Cuando "corres" por encima de 10' por km se hace muy largo todo. Veía a lo lejos el punto de giro de la última vuelta, el cual no alcanzaba . Fue unos metros antes de ese punto cuando me alcanza Jose Luis, que me dice si no me lo he pensado mejor y no quiero ir corriendo un rato con él. Yo le digo que no puedo correr y que voy a acabar como sea, que no puedo más. El tiene un caminar mucho mejor que el mio y encima era capaz de correr, con lo que ya llegado al giro me sacaba unos metros. Si en los primeros 25km me recortó 19minutos, en los 5km que van del 25 al 30 me recortó 23min más, osea el iba casi 5' más rápido por km que yo.
Justo antes de completar la tercera vuelta y en el momento en el que Luli, con la gorra azul, me alcanza y se pone a intentar animarme:
Empezaba la última vuelta. Le había dicho a mis padres que llegaría a meta, aunque seguramente caminando el resto, con lo que imaginaba que tardaría casi dos horas más. Unas 5h40 o así haría en la maratón. No me preocupaba la marca, sino el tiempo que tenía que aguantar el sufrimiento, porque me empezaba a preocupar desvanecerme.
El comienzo de la última vuelta lo intenté hacer corriendo otra vez, para no subir de 12min/km, que era una eternidad.
La técnica y la boca siempre cerrada, con el gesto serio, seguían acompañándome:
Esa última vuelta fue eterna. Marqué en esa vuelta el que creo que es mi record personal en un 5.000, dejando el registro de 1h4min42s, para hacer los 5km que van del km35 al km40 de la maratón. Eso es correr a 12'56''min/km, o lo que es lo mismo, 4,6km/h de media.
Me adelantaban no sólo los que podían correr, sino todos los que caminaban. No podía caminar más rápido y estaba sufriendo. Esa vuelta que teóricamente iba a ser eterna, pero acotada por debajo de dos horas, finalmente se prolongó mucho más, llegando casi a las 2h30min para hacer casi 11km.
Las ambulancias en esas horas recogían a bastante gente y yo tenía como objetivo cruzar la meta sin caerme fulminado, con lo que en un par de ocasiones en las que intenté "correr", viendo que mis piernas ya no lo toleraban y que ni siquiera cordinaba el ritmo, me empecé a conformar con caminar sin pararme y no perder la conciencia de mis actos.
Estos son los parciales que hice cada 5km en la maratón del ironman:
Finalmente, caminando a 11-12minutos por km llegué hasta el último km, donde ya con las tres pulseras en la muñeca un miembro de la organización me dijo que ya lo tenía hecho, que estaba en el último km y que lo disfrutara (imagino que me lo dijo en inglés, porque de francés no sé nada y lo entendí todo perfectamente).
Entré en la alfombra azul, el reloj muy por encima de las 12h, casi 13h, pero me daba igual lo que marcara. Tampoco podía entrar corriendo, aunque los speakers intentaron animarme a hacerlo, pero era incapaz. Vinieron las animadoras a arroparme en los últimos metros y con ellas llegué hasta la meta.
Hice la maratón en 6h 10min 53s, a 8'47''min/km de media, que son 6,8km/h. Fue el parcial 1.953º de la maratón, el 86º peor de los que terminaron el Ironman. Nunca antes había estado tan cansado ni había seguido pese a ello tanto tiempo. De las 4h que podría haber hecho corriendo petado a esas 6h... son dos horas más en las que sufrir el calor, las malas sensaciones y ver que todo pasa muy despacio, se hace eterno. El sufrimiento pasa de aumentar de un modo lineal, a un modo exponencial en esas dos últimas horas y pico.
Llegando a la meta del Ironman:
Mi tiempo en el Ironman fue de 12h 41min 40s. Acabe el 1.105º de la clasificación general y el 216º del grupo de edad 30 a 34 años. En meta hubo 2.039 finishers.
Mis últimos metros, ya era Ironman finisher:

19 comentarios:

Ánimo Sergio, eres finisher! Conseguiste el objetivo principal.

Has identificado el problema ? Como te encontraste los días posteriores ?

Saludos.

En primer lugar, felicidades por ese finisher, no sabes como te entiendo en cada una de las frases que has puesto, quien no ha sufrido eso no sabe la impotencia que se siente, ya no el hecho de correr lento , sino ni siquiera la posibilidad de caminar sin caerte, estoy seguro que has sufrido mas que en las maratones que has hecho a ritmo cercano 3' 30'' el km, ver que cada paso que das es mas corto que el anterior es frustrante, pero aun asi tuviste las agallas para acabar, la gracia/putada del Ironman es que no hay respuesta para lo que te paso, y quizas otro dia con el mismo estado de forma estes por debajo de las 10h!!! A ver si ese dia coincidimos y puedo verte pasar volando!

Pues ya sabes Sergio; A aprender y mejorar, por lo menos 3 horitas en ese Ironman. Cuando nos veamos te doy mi impresión de algunas cosas mejorables, pero en cualquier caso está claro que tuviste un dia malo.

Welcome to the LD

Pues de todos modos enhorabuena porque lo importante era acabar y tu lo hiciste a pesar de todo cuando lo facil era abandonar.
¿Has pensado que un poco pudo ser de beber tanta cocacola en la bici y los picos de azucar y todas esas historias?
Ahora a recuperar y a pensar en el próximo jeje, que fijo que le quitas dos horitas.

anónimo, pues el problema es que posiblemente no haya entrenado el suficiente fondo para aguantar toda la prueba, aunque han debido de intervenir más factores ya que me quedé sin fuerzas demasiado pronto, que no lo catalogo como dentro de lo normal. Los días posteriores, a nivel muscular, estomacal y articulaciones, los mejores de cuantas pruebas de larga he hecho, ya que no he podido mantener el nivel de exigencia de otro tipo de pruebas. En el half de Calella tardé 5 días en poder entrenar, por no poder ni caminar bien.

Angel, he sufrido más en otras pruebas. Cuando he podido correr a pulso alto mucho tiempo, las consecuencias han sido peores. El domingo fue como un día de gripe en casa, que no tienes ni apetito y no te puedes ni levantar de la cama.

Jaime, creo que fue un mal día porque hasta el punto donde se me fueron las fuerzas más o menos iba haciendo cosas coherentes. Luego sí haciendo balance de las casi 13h cometí muchos errores, pero claro, es como quien sale de casa sin cazadora porque piensa que no se va a bajar del coche y luego pasa toda la noche fuera.

Cristobal, es posible. No me gusta nada ni tomar geles, ni barritas, ni bebidas preparadas... y sacrifico la energía por lo que sé que me va mejor al estómago. Bebí mucha cola-cola, aunque el domingo tb bebí bidones de sales que nunca tomo en carrera, porque era tal la humedad y el calor que me entraba todo, aun así, seguí confiando más en la coca-cola. En la maratón llegó un punto que no podía beber otra cosa que no fuera agua y tras estar bebiendo un montón de tiempo, miraba el vaso y sólo había bebido dos dedos de agua. Mis tragos eran de risa.

Enhorabuena porque has llegado a la meta y has experimentado el limite de tu cuerpo. Sinceramente creí que conseguirias estar por debajo de las 10 horas. En carrera te pregunté que te pasaba y me dijiste que estabas muy cansado. Espero que no te desanimes y en el próximo hagas el carrerón que te mereces. 1 saludo y a recuperarse

Enhorabuena por ser capaz de terminar, eso no te lo quita nadie. Pero es que ya digo yo que los Ironman estos los carga el diablo!!! Me quito el sombrero por tu voluntad de cruzar la meta pese a todo, para mi la razón de que, al menos una vez, valga la pena hacerlo.
Abrazo,

Pacho

Felicidades señor!!!!

Enhorabuena por ser finisher. Tendrás tiempo de analizar que pasó. Yo creo que ahora toca disfrutar del deporte sin agobiarte.

Niño, e sufrido la maratón al leer tu crónica. Que duro tuvo que ser, pero que dulce la victoria al final. Felicidades, espero algún dia cruzar esa Linea de Meta y seguro que recordaré vivencias como la tuya cuando vaya sufriendo por esas calles. Gracias por regalarnos tu experiencia y felicidades.

Parabéns por te teres tornado um Finisher do Ironman. Um Ironman nunca é fácil, mas é precisamente isso que torna tão agradável participar em tão difícil prova.

Uma vez mais parabéns e que esta seja apenas a primeira de entre muitas outras do género.

Abraço

Chuva Vasco

Me dió rabia verte así en la maratón. Fué un mal día para muchos de nosotros, aunque esa medalla es nuestra.
Enhorabuena y ya verás que para el próximo lo bordas con lo aprendido en Niza.
Un saludo

(ale, coincidí en el hotel contigo)

David, yo te he visto bastante entero en la maratón en todo momento. Enhorabuena por la prueba.

Pacho, al menos por una vez ya está hecho.

David, muchas gracias.

Jose gracias, esto no se para!

roberto, si te animas con niza es un Ironman bonito. Espero que no se te haga tan larga la maratón como a mi.

Chuva, muchas gracias. En principio no tengo intención de repetir...

Ale, creo que todo el que cruzó la meta se merece la medalla, luego cada uno pudo haber disfrutado más o menos. Gracias por los ánimos en carrera.

Yo creo que debutar en esa distancia sufrir esa experiencia anímica y mantenerte hasta el final te tiene que servir mucho y dejarte algo muy claro, si en esas condiciones has sido capaz de sufrir y terminar sabes que con un buen día está hecho. Nuevamente felicitarte por ser Finisher y verás que el próximo (si no aparece ningún duende) estás reforzado y te sale genial.
Un abrazo.

Gustavo muchas gracias.

Hola sergio, lo importante es ser un ironman finisher. Un día malo lo tiene cualquiera y tu tienes cualidades de sobras para realizar una buena maratón en un ironman. Así que ahora que habrás sacado tus propias conclusiones en las siguientes ediciones lo harás mucho mejor. Yo entiendo perfectamente las sensaciones que describes y sé que pronto tendrás ánimo para prepararte otros objetivos igual de duros. Un fuerte abrazo
David

David, muchas gracias. De momento intento ir recuperándome poco a poco, sin ponerme grandes objetivos.

Muy grande Sergio !! Una estupenda crònica y muy objetiva, como ha de ser, pero no todos lo hacen. Hace tiempo que sigo tu blog y hemos coincidido en bastantes triatlones. Para mi eres uno de los mejores. Muchos animos !!
Por cierto,estoy haciendo unas fotos de los mejores triatletas con mi peque de un añito para que le quede para siempre. Espero que el dia que te vea aceptes hacertela.

Gracias y saludos

Sergi, me alegro que te guste la crónica. Si me incluyes entre los mejores, imagino que tu peque tendrá un montón de fotos ya...

Publicar un comentario

Entrada más reciente Entrada antigua Página principal